No tengo mucho más pa’ decir

70205734_10217076578040100_8438360604804120576_n

𝑆𝑒 𝑎𝑐𝑒𝑟𝑐𝑎 𝑡𝑢 𝑣𝑜𝑧,
𝑦 𝑎𝑙 𝑠𝑎𝑙𝑖𝑟 𝑙𝑎 𝑣𝑜𝑧 𝑑𝑒 𝑡𝑢 𝑏𝑜𝑐𝑎
𝑠𝑒 𝑎𝑐𝑒𝑟𝑐𝑎 𝑡𝑢 𝑎𝑙𝑖𝑒𝑛𝑡𝑜,
𝑞𝑢𝑒 𝑠𝑒 𝑐𝑜𝑛𝑣𝑖𝑒𝑟𝑡𝑒 𝑒𝑛 𝑢𝑛 𝑣𝑖𝑒𝑛𝑡𝑖𝑡𝑜
𝑞𝑢𝑒 𝑚𝑒 ℎ𝑎𝑐𝑒 𝑐𝑜𝑠𝑞𝑢𝑖𝑙𝑙𝑖𝑡𝑎𝑠 𝑒𝑛 𝑒𝑙 𝑐𝑢𝑒𝑙𝑙𝑜.
𝑁𝑜 𝑡𝑒𝑛𝑔𝑜 𝑚𝑢𝑐ℎ𝑜 𝑚á𝑠 𝑝𝑎’ 𝑑𝑒𝑐𝑖𝑟.
𝑁𝑜 ℎ𝑎 𝑝𝑎𝑠𝑎𝑑𝑜 𝑜𝑡𝑟𝑎 𝑐𝑜𝑠𝑎 𝑚á𝑠
𝑞𝑢𝑒 𝑒𝑠𝑎 𝑣𝑜𝑧 𝑎𝑐𝑎𝑟𝑖𝑐𝑖𝑎𝑛𝑑𝑜 𝑚𝑖𝑠 ℎ𝑢𝑒𝑠𝑜𝑠,
𝑦 𝑚𝑖𝑠 ℎ𝑢𝑒𝑠𝑜𝑠 𝑓𝑒𝑙𝑖𝑐𝑒𝑠 𝑑𝑒 𝑙𝑎 𝑣𝑖𝑑𝑎,
𝑞𝑢𝑒 𝑠𝑎𝑙𝑖𝑒𝑟𝑜𝑛 𝑎 𝑏𝑎𝑖𝑙𝑎𝑟
𝑢𝑛𝑎 𝑡𝑎𝑟𝑑𝑒𝑐𝑖𝑡𝑎 𝑎𝑙 𝑏𝑎𝑙𝑐ó𝑛,
𝑚𝑖𝑒𝑛𝑡𝑟𝑎𝑠 𝑒𝑙 𝑠𝑜𝑙 𝑟𝑒𝑣𝑒𝑛𝑡𝑎𝑛𝑑𝑜 𝑛𝑎𝑟𝑎𝑛𝑗𝑎𝑠,
𝑑𝑎𝑏𝑎 𝑏𝑒𝑠𝑜𝑠 𝑚𝑢𝑑𝑜𝑠
𝑎 𝑙𝑎𝑠 𝑐ℎ𝑎𝑝𝑎𝑠 𝑑𝑒𝑠ℎ𝑒𝑐ℎ𝑎𝑠
𝑑𝑒 𝑙𝑎𝑠 𝑐𝑎𝑠𝑎𝑠 𝑑𝑒𝑙 𝑏𝑎𝑟𝑟𝑖𝑜 𝑚𝑢𝑛𝑖𝑐𝑖𝑝𝑎𝑙.
𝑁𝑜 𝑡𝑒𝑛𝑔𝑜 𝑚𝑢𝑐ℎ𝑜 𝑚á𝑠 𝑝𝑎’ 𝑒𝑠𝑐𝑟𝑖𝑏𝑖𝑟,
𝑛𝑜 ℎ𝑎 𝑝𝑎𝑠𝑎𝑑𝑜 𝑜𝑡𝑟𝑎 𝑐𝑜𝑠𝑎 𝑚á𝑠
𝑞𝑢𝑒 𝑡𝑢 𝑣𝑜𝑧 𝑓𝑢𝑛𝑑𝑖𝑑𝑎 𝑐𝑜𝑛 𝑚𝑖 𝑎𝑙𝑖𝑒𝑛𝑡𝑜.

Ve O eSe

68817857_10216903296388167_8351254003706757120_n

Dijiste “vos”:
Ve O eSe.
Vos refiriéndote a mí.
Tus labios pegados,
despegándose
a una velocidad
angustiosamente lenta
para pronunciarme.
Tu boca besando mi yo.
Yo queriendo
irme a vivir adentro
de tu cavidad bucal,
para dormirme
de cúbito dorsal
sobre tu lengua.
Dijiste “vos”,
hablando de mí;
y yo pensé
en “vos y yo” separados
-haciendo algo
solapadamente loco,
saltando afuera
del cuadrado existencial,
infringiendo normas
horarios y toques de queda-
pero juntos.
Dijiste “vos”
y sonó como un susurro
en mi oído,
mientras imagino que hundo
las yemas de mis dedos
en tu espalda,
y flasheé mal…
flasheé bien,
con que mi nombre
estaba en tu boca
derritiéndose.
Pᴀᴛʀɪᴄɪᴀ Lᴏʜɪɴ
Foto Federica Santolamazza
#escritos #blog #poesía #amor #patricialohin #escritores #literatura #libros#escritor #frases #escribir #escritos #poemas #frasesdeamor #autor #amor #letras #textos #sentimientos #versos #reflexiones #leeresvivir #vida #poesía #amoleer #love #escritoresdeinstagram #novela

Situación general del corazón

68834289_10216833642646867_446783113972940800_n

Hoy mis puertas abrieron
al mismo precio dólar
desactualizado del viernes.
Con la misma carga emotiva
con la que se sale a la calle
todos los días.
Con el paraguas
agujereado del todo
para que pase el sol,
la lluvia,
y las piedritas esas
que cayeron sobre la siesta.
Hoy mis puertas abrieron
sin importar
el derrumbe del mercado,
o de las intenciones,
o de las esperanzas.
Por la puerta
entró de todo:
el frío polar
y algunas hojitas nuevas,
menos vos.
Y aunque sé
que por unos días
no puedo salir a comprar
ni vainillas ni chocolinas
para el café con leche
porque dicen no hay precio,
mañana volveré
a abrir las mismas puertas.
Aunque las encuestas digan
que no hay probabilidades,
tal vez uno de estos días
si entrés
y así no todo estará
tan perdido.
Patricia Lohin

67702755_10216784863867428_6304962280576516096_n

Porque te conozco tanto
sé con qué jugos se cuecen tus carnes,
y lo que pensás
mientras mordés tu labio inferior
y tus ojos rejuvenecen
en una fracción de segundo.
Sé la música que ponés
al volver del trabajo
mientras sorteás obstáculos
en una avenida
en donde algunos jacarandás
se recuestan sobre las veredas
y los edificios del centro
besan las nubes
del cielo encapotado.
Conozco de memoria
la remera que te acaricia
por las noches,
y el libro que descansa
sobre la mesa de luz,
esperando a que yo llegue
y en puntas de pie,
humedezca mi dedo índice
y pase una hoja tras otra
leyendo entre líneas
cómo hacerte el amor,
dulcemente o salvajemente
entre esas sábanas blancas de algodón
que acabarán
suicidadas en el piso
y totalmente arrugadas.
Porque te conozco tanto
sé a qué hora mirar el reloj
para adivinarte con hambre y sedienta
hurgando en la heladera
las caricias que no te llegan.
Patricia Lohin
Foto © Ken Schles
#escritos #blog #poesía #amor #patricialohin #escritores #literatura #libros#escritor #frases #escribir #escritos #poemas #frasesdeamor #autor #amor #letras #textos #sentimientos #versos #reflexiones #leeresvivir #vida #poesía #amoleer #love #escritoresdeinstagram #novela

Sin mí

67244503_10216693577185318_3139219904775847936_n

Con vos.
Conmigo.
Sin vos.
Sin mí.
Otra vez ese lugar,
en donde si te pierdo,
-¿perder qué?-
me pierdo.
Ese lugar vacío
en donde si vos no estás,
-Pedro, Kevin, Juliana, Cristina-
no existe nada
porque todo deja de tener sentido.
La herida nueva que supura
sobre la herida original
del primer abandono,
cuando sólo era un bebé
en una canasta de panadería
llorando sin que nadie
prestara atención.
Otra vez el día
caminando sola, solo,
prendiendo el horno nuevo
para uno.
cuando el horno que teníamos juntos
andaba tan bien.
Otra mañana respirando,
buceando en una libertad
que queda tan holgada
como una cama de dos plazas
para uno solo.
Otra vez
armando el rompecabezas
del merecimiento,
mientras hoy lloro
heridas
de otras vidas.
Otra vez,
ajo, pan y cebolla.
Patricia Lohin
Imagen Tumblr
#escritos #blog #poesía #amor #patricialohin #escritores #literatura #libros#escritor #frases #escribir #escritos #poemas #frasesdeamor #autor #amor #letras #textos #sentimientos #versos #reflexiones #leeresvivir #vida #poesía #amoleer #love #escritoresdeinstagram #novela

Lo mejor del invierno

67687608_10216706529949129_2621340191402491904_n

El castillo que levantaste
debajo del tamarisco
para que no le agarre el vientito, 
ya está derrumbado.
Era enero cuando leías con sorna
y aires de superioridad intelectual
libritos de cuatro páginas de autoayuda,
tirado en una reposera
de la playita del medio,
con el ombligo mirando al sudeste,
mientras mandabas mensajes
que empezaban con actitud
y terminaban con “yo soy”.
Lo mejor del invierno es este frío
que ahuyenta mosquitos
y mensajes prefabricados.
Lo mejor del frío es que al fin
se terminaron de despegar
los carteles con tu nombre
y esa frase de marketing berreta
que decían naderías
hilvanadas con cinismo.
Lo mejor del invierno
soy yo sin vos
y esta vida
que insiste constantemente
con salvarme.
Patricia Lohin
Foto: Lyn Mougeolle
#escritos #blog #poesía #amor #patricialohin #escritores #literatura #libros#escritor #frases #escribir #escritos #poemas #frasesdeamor #autor #amor #letras #textos #sentimientos #versos #reflexiones #leeresvivir #vida #poesía #amoleer #love #escritoresdeinstagram #novela

Sin embargo

Claudio-Capanna

 

No creo

en el esfuerzo desmedido,

en embargo acá estoy

luchándola desmedidamente. 

No creo en la autoayuda,

ni en las recetas motivacionales

estampadas en una remera barata, 

sin embargo

sigo dando las gracias por tres,

mientras mis manos están vacías.

No creo en dios,

sin embargo

sigo insistiendo por las noches

con pedirle que me baje algo:

una línea,

una estrella,

un detalle,

una palabra,

un mensaje,

una esperanza.

No creo en mí,

sin embargo

agarro a mi ser 

-o lo que queda de éste-

por los hombros o de los pelos

y lo obligo por las mañanas a levantarse,

lavarse los dientes,

bañarse,

y salir lo suficientemente perfumado

como para tapar las pestilencias 

que emanan de los sumideros.

No creo en este mundo,

sin embargo evito tirar

el pañuelo,

el envoltorio,

la colilla,

y a mí misma al medio de la calle

esperando que pase 

el camión de la basura a recolectarme.

Seguir leyendo