Katinaj: el encuentro

Dicen en la página de Argentina Indígena: seguiremos cantando hasta que amanezca.

De pronto esta frase tiene una connotación muy especial, que se acentúa si escuchamos sus sonidos. Al igual que Katinaj, palabra con su propio ritmo, todo parece desembocar en un mundo lleno de antepasados y fantasmas, mundo más vivo que nunca gracias a fundaciones como Argentina Indígena, movimiento que tiene como meta la difusión de la música y el arte indígenas.

No son fantasmas, ni los sonidos vienen de ultratumba. Es parte de nuestra argentina y nuestra cultura.

Hoy el encuentro queda manifestado por medio de este hermoso trabajo de Rubén Romano, fotógrafo que colabora con la fundación desde 1995.

Seguir leyendo